viernes, 24 de octubre de 2014

¿LA UNIÓN HACE LA FUERZA?







José de Cádiz



Queda claro que cuando la sociedad presiona masivamente mueve a las instituciones. Las manifestaciones en todo México clamando justicia por estudiantes desaparecidos son impresionantes. De no ser porque el caso se ventiló a nivel mundial, Ayotzinapa fuera un caso más de los muchos que ocurren diariamente aquí. Miles de crímenes han quedado en la más completa impunidad porque no tienen la difusión que tuvo el caso de los 43 estudiantes "desaparecidos" en Guerrero.



Tome nota la sociedad que puede hacer milagros cuando se une para exigir justicia y un alto a la impunidad. Que bueno que los padres afectados le dieron a la PGR 48 horas para encontrar a los culpables. Miren conque celeridad actuaron los organismos de inteligencia. Observen que rápido "renunciaron" a Ángel Aguirre Rivero, quien no estaba dispuesto a abandonar el poder.



Ahora solo falta capturar a José Luis Abarca, a "la tuta", y la esposa del edil genocida de Iguala, ¿los veremos pronto tras las rejas?  Todos han burlado flagrantemente las instituciones.  Todos han asesinado la conciencia social, no solo de México, sino del mundo entero. El hampa se han infiltrado en los más altos niveles del gobierno en tierra azteca.



Es obvio que seguirán rodando cabezas porque José Luis Abarca solo es la punta del iceberg y hay una larga lista de funcionarios coludidos con el hampa. Al gobierno federal le conviene limpiar su imagen que está por los suelos con las docenas de fosas clandestinas encontradas por la UPOEG. Los organismos internacionales se han solidarizado con México en la lucha contra el crimen "organizado" y mafias empotradas en el poder.



La prensa y los estudiantes del mundo están al pendiente del caso Ayotzinapa. La presión hacia la PGR es muy fuerte y el gobierno mexicano tiene que actuar rápido o se desmorona todo su teatro. Si, como afirman, el poder federal y estatal tenían conocimiento de las operaciones del edil psicópata, y no hicieron nada para evitar las masacres, están en serios problemas.



Numerosos testigos afirman que los tres niveles, ejecutivo, legislativo, y judicial, no ignoraban la complicidad del gobernador Ángel Aguirre con el grupo criminal "Unidos por guerrero", ni con "Los rojos", que operan en Chilpancingo.   Tampoco desconocían las fosas clandestinas que hoy tienen aterrorizada a la comunidad internacional.



La ONU ha decidido apoyar con su presencia a familiares de los estudiantes desaparecidos.  Otros organismos del orbe se han solidarizado y enviado cartas al gobierno mexicano pidiendo justicia por los normalistas, que según testigos, fueron quemados vivos.  México, está viviendo el peor pasaje de su historia, sumido en una barbarie de asesinatos masivos, solo comparables con el régimen nazi de Adolfo Hitler.


Hay cosas que no se pueden creer a estas alturas:  ¿Cómo es posible que José Luis Abarca se haya escapado con la mano en la cintura? ¿Cómo puede ser factible que después de un mes no den con el paradero de los estudiantes? ¿Acaso los involucrados detenidos no confesaron quién los mandó y lo que ocurrió realmente? Obviamente, podemos hablar de crímenes de estado, desde el momento que fue orden de funcionarios. Y podemos concluir, con justa verdad, que los organismos de inteligencia de la PGR, o son una nulidad, o están en complicidad con el hampa.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

¿Culto a la vida o a la muerte?

José de Cádiz En México el culto a la muerte data de épocas prehispánicas.  Los Olmecas, Mayas, y Aztecas ya ofrendaban a sus muer...